Dando un paseo por la pasada Feria del Libro de Madrid, me comentaron unos editores madrileños la noticia de que Madrid sería la ciudad invitada en la FIL de Guadalajara de 2017, alguno de ellos había estado invitado a la presentación y firma del acuerdo. La noticia me pareció fantástica (me llenó de orgullo y satisfacción), pues podría servir, entre otras muchas cosas, para paliar la mala imagen de España durante estos últimos años en las ferias de LATAM. Convine con  alguno de estos editores, cercanos al ayuntamiento que, si así lo consideraban, me ponía a su disposición para darles mi opinión una vez se conociese el proyecto, no en vano llevo más de una década viajando a esa feria.

Pues bien, cuando hace unos días leí un post de J.M. Barandiarán en el que se criticaba abiertamente el asunto, pensé con horror que era una seria torpeza. El título del post ya era premonitorio de lo que me iba a encontrar:
“La ciudad de Madrid en la FIL ¿dos millones para el postureo?”

No es la primer vez que Barandiarán se precipita en sus post, si hace poco se precipitó, desde mi punto de vista, al comentar el tema “Liburutegia”, ahora vuelve a la carga con lo que es un simple anuncio de un proyecto que le interesa enormemente a la edición madrileña, pero también, y transversalmente, a otras empresas culturales de la ciudad, y por extensión a engrandecer y difundir la ciudad en una FIL que tiene una cobertura en medios impresos y audiovisuales mexicanos impresionante. Si se hace medianamente bien puede ser un éxito.

Al comentar la cifra que ha salido en medios sobre el coste del proyecto (2 millones de euros), se desliza la posible inutilidad del gasto (postureo). Hay que recordarle que la FIL ya tuvo como invitados a Catalunya en 2004, a Andalucía en 2006 y a Castilla y León en 2010, y los balances posteriores de la gente de la edición fueron altamente positivos. ¿Criticó en su momento estas presencias? ¿Fueron caras o baratas? Y si el problema que observa es que esas invitaciones eran a Comunidades Autónomas debe saber que también fue ciudad invitada Los Ángeles en 2009. El coste es discutible y opinable, mucho más cuando el evento no se ha producido.

El post desliza también que el dinero del proyectos podría haber sido dirigido directamente apoyar la edición y las librerías, bien, es opinable, el apoyo a la edición madrileña en su salida al exterior hacia mercados internacionales no es un mal proyecto, más bien todo lo contrario, además debo recordarle que el presupuesto del ayuntamiento ha subido un 37% para la compra de libros. No está nada mal.

El post, del que no entiendo su intencionalidad, está trufado de palabrería ventajista: postureo, brindis a la galería, vieja política, recordatorio a la alcaldesa, etc… Sinceramente no sé a qué viene este post, a mí juicio un serio error.

Desde mi planteamiento, y nadie puede dudar de ello, si al final el proyecto es un “petardo” seré el primero en comentarlo y criticarlo con la dureza que merezca, pero demos tiempo al tiempo, concedámosle la presunción de inocencia. Lo que si le transmito es el enorme interés que entre la edición independiente madrileña el proyecto ha despertado. Me consta y doy fe.

Creo que la iniciativa es buena, y hay que apoyarla con firmeza, y con todos mis respetos, me atrevería a sugerir a la Sra. Carmena que si puede, lleve esta iniciativa a Buenos Aires, Santiago, Lima, y Bogotá, la edición madrileña se lo agradecerá, y prestigiará todavía más una ciudad abierta como Madrid.

Escrito por Manuel Gil

Nacido en Albacete, es licenciado en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid, Master en Dirección Comercial y Marketing por el Instituto de Empresa y miembro de la primera promoción del Programa Avanzado de Dirección de Empresas Editoriales del Instituto de Empresa. Tras más de 35 años de experiencia profesional en importantes empresas del sector del libro –Cadena de Librerías 4Caminos, Paradox Multimedia, Marcial Pons, Ediciones Siruela, Odilo TID– en la actualidad compagina con su labor como profesor de diversos Masters en España y América con tareas de consultoría en el sector del libro.

Un comentario

  1. Gracias Manuel por interesarte por mis opiniones. Como bien dices al final, quizás la edición, alguna se lo agradezca, lo cual no quita para que siga opinando por mi parte que es política de postureo.
    En relación a Liburutegia tengo la sensación de que no has ido leyendo, no desde hace poco, sino desde hace casi dos años todo lo que he escrito.
    ¡Abrazo!

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s