LEER CUENTODurante el último viaje a Colombia las amigas de Fundalectura, conocedoras de mi pasión por las mediciones matemáticas y estadísticas rigurosas,  me obsequiaron con un libro titulado “Leer es mi cuento. Libros para la primera infancia, retorno de una inversión en el país”’. El libro recoge un estudio de retorno de inversión sobre el plan de lectura Leer es mi cuento. El estudio mide los efectos, en términos matemáticos (y financieros) del plan de lectura.

Conocía este plan de lectura desde hace un par de años, sabía que se habían efectuado compras masivas de libros (cerca de 12 millones de libros) para dotar bibliotecas de la red pública (1400) y para ofrecerlos a niños de familias desfavorecidas. Pero no conocía mucho más.

El plan es quizá el programa más importante y ambicioso del Gobierno de Colombia y su Ministerio de Cultura para fomentar la lectura en los niños y las familias, y aumentar los índices de lectura de los colombianos. El Plan se concibió como un proceso de largo recorrido que se desarrollará por etapas, con una duración inicial de cuatro años y una proyección a diez.

El plan partía de la idea de reconocer la brecha existente entre las diferentes regiones, municipios y establecimientos educativos, en relación con el acceso no homogéneo a la lectura y la escritura, y para ello se recalcaba la necesidad de contar con un Plan que respondiese a una diversidad de problemáticas en estos terrenos. Es por ello que el plan debía combinar acciones focalizadas en territorios y segmentos con acciones en el plano nacional.

Pues bien, la importancia del libro radica en que se realiza por parte de Fundalectura un análisis de retorno de inversión sobre el plan. El análisis parte de seguir la metodología SROI de análisis de costo-beneficio añadiendo aspectos que no pueden ser valorados de manera directa en una unidad de medida financiera, de manera que se pueda determinar cuánto dinero se genera (o ahorra), es decir, qué retorno tiene la inversión cuando se invierte en un programa. Uno de los primeros estudios que se hicieron con esta metodología fue el Bookstart en el Reino Unido, un programa de introducción de los niños en el mundo de los libros y que tuvo un enorme eco hace ya varios años. La metodología está probada, es muy rigurosa y bastante concluyente.

El estudio de Fundalectura  toma el año 2012 como punto de origen y hace mediciones de seguimiento en 2013 y 2014. La muestra de evaluación del programa, representativa a nivel nacional, incluyó hogares y bibliotecas. En total recopiló información en 2.781 hogares con niños menores de 6 años, en las regiones Andina, Caribe, Pacífica y Orinoquia, de 48 ciudades del país, con un nivel de confianza del 95 % y error muestral de 5 %. El estudio técnicamente es impecable.

Para la realización del estudio se buscaron perfiles técnicos de diferentes áreas de investigación, con un substrato común, amplio conocimiento de los procesos de lectura y experiencia en el desarrollo de políticas públicas. Los investigadores fueron:  Sergio Guarín, Lucia Llanes, Hugo Navarro. Patricia Duarte, Yesid Ramírez, y Leonardo García,

FUNDA

Una relación breve de las conclusiones a las que el estudio llega son:

  • Por cada  peso que se invierte en el programa retornan 4,8 pesos de beneficios monetarios para la sociedad colombiana.
  • Se considera que en el largo plazo, el programa genera ahorros en programas de asistencia social, educación remedial, deserción y abandono escolar”.
  • Se correlacionan los costos del programa versus el aumento en los minutos de lectura, habilidad cognitiva y años de escolaridad.
  • El beneficio neto de este programa es de 16.900 millones de pesos,  teniendo en cuenta los costos del programa (3.495 millones de pesos).
  • Un uno por ciento de incremento en habilidades cognitivas genera un 20 por ciento de incremento en el salario futuro.
  • Ayuda a reducir violencia. La aplicación del programa ‘Leer es mi cuento’  redujo el uso de la violencia en la crianza de los niños por parte de sus padres, a quienes se había sumergido en la lectura.
  • El impacto del programa en el porcentaje de padres que reprenden violentamente a sus hijos se redujo 14,6 % en el grupo de nuevos usuarios de las bibliotecas.
  • Uno de los efectos curiosos detectados es que los padres que comenzaron a leer libros a sus hijos aumentaron sus índices de lectura y los niños pasaron a ser ávidos lectores.
  • Se detecta un incremento del 9,5 % en el porcentaje de niños que tiene acceso a libros en el lugar donde pasa la mayoría de su tiempo y un 15 % de aumento en la cercanía de los niños/as a los libros.
  • Los adultos que forman parte del programa incrementan en 27 minutos a la semana a los adultos que no formaron parte del programa.
  • Un 17,8% de los hogares a los que se dotó de libros para leer a los niños comenzó a diversificar sus lecturas y leyó 1 libro más que los grupos de adultos que no intervinieron en esta parte del programa.
  • El programa incremento en un 11,5% que los padres prefiriesen la lectura en los niños a otras actividades de ocio.
  • Desde un punto de vista económico, el plan está siendo costoeficiente en su implementación.
  • Los efectos altamente positivos del plan llevan al grupo de analistas a recomendar inversiones consecutivas y complementarias de políticas públicas al plan.

El estudio se puede descargar en este link

En general, la evaluación concluye que el retorno del programa es altamente positivo y que el esfuerzo realizado debe tener una continuidad para desarrollar e incrementar los procesos de lectura dirigidos a la primera infancia, y al desarrollo de dotaciones y capacidades de las bibliotecas y los bibliotecarios que faciliten el acceso a la lectura y al libro.

Es pues la primera vez que observo un estudio semejante. Es cierto que en España ya había aparecido en enero de 2014 un  estudio de Fesabid sobre el retorno de inversión en bibliotecas, pero no conocía ningún estudio serio y riguroso que midiese el retorno de un plan de lectura. La importancia de este tipo de estudios es que permite decidir sobre la continuidad de un plan o su modificación, y también para orientar las líneas de trabajo de políticas públicas y la asignación de recursos. Es por ello que, si me parece importante que los Planes de Lectura sean diseñados por especialistas en lectura, mucho más la medición y ajustes posteriores, que  debe recaer también en profesionales. Medir es importante, y las mediciones no son opiniones.

Me alegra y congratula que un estudio de este tipo se realice en Colombia, país que lleva muchos años haciendo un serio esfuerzo en materia de lectura y bibliotecas. Y si además estos esfuerzos tienen otros efectos colaterales, mucho mejor. Cito aquí las palabras de la directora de Fundalectura, Diana Rey: La investigación demuestra que el libro es, de verdad, un elemento pacificador y la lectura un camino hacia la paz duradera.

Todo ello me hace reafirmarme y confirmar una reflexión. Para ciertos temas hace falta voluntad política, dinero y lo que es más importante, proyectos serios.

 

Escrito por Manuel Gil

Nacido en Albacete, es licenciado en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid, Master en Dirección Comercial y Marketing por el Instituto de Empresa y miembro de la primera promoción del Programa Avanzado de Dirección de Empresas Editoriales del Instituto de Empresa. Tras más de 35 años de experiencia profesional en importantes empresas del sector del libro –Cadena de Librerías 4Caminos, Paradox Multimedia, Marcial Pons, Ediciones Siruela, Odilo TID– en la actualidad compagina con su labor como profesor de diversos Masters en España y América con tareas de consultoría en el sector del libro.

Un comentario

  1. […] Durante el último viaje a Colombia las amigas de Fundalectura, conocedoras de mi pasión por las mediciones matemáticas y estadísticas rigurosas, me obsequiaron con un libro titulado “Leer es mi cuento. Libros para la primera infancia, retorno de una inversión en el país”'. El libro recoge un estudio de retorno de inversión sobre el plan…  […]

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s