impresor_antiguo

La cifra de agremiados de 2014 adelantada por la FGEE es muy baja. El descenso de la agremiación editorial es un fenómeno que debería mover a reflexión acerca de lo que puede estar sucediendo en esta industria. En el año 2009 estaban agremiadas 889 empresas. En el año 2014 observo que la agremiación ha descendido a 768 empresas, un 13,7% menos.

Tabla_4_asociacion_tamaño

Tabla_4_asociacion_gremio

Tabla de datos del avance de Comercio Interior 2014 publicada por la FGEE:

ficha_tecnica

Como no tenemos datos detallados de Comercio Interior de 2014 no se puede ver si el descenso en la agremiación afecta de forma distinta a alguna de las Comunidades Autónomas o si es general. Habrá que esperar hasta octubre que publiquen el informe completo para ver este detalle.

A mi modo de ver, y después de conversar este tema con numerosos editores de Madrid, existía una especial coincidencia en que los editores se agremiaban por tres motivos básicos, por las ayudas a las expediciones y ferias en LATAM, por las subvenciones a la producción, y por la posibilidad de asistir a la feria del libro de Madrid. Con la presencia en Ferias completamente desaparecida, y con el nivel de dinero de las subvenciones bajo mínimos, es obvio que solo queda como motivo la Feria de Madrid. Tiendo a pensar que para muchos editores esto ya no es motivo suficiente para estar agremiados. Y me imagino que muchos editores, en la actualidad agremiados, se hacen la siguiente pregunta: ¿Para qué me sirve el gremio y la Federación?

Es de conocimiento general que los gremios, surgidos en Europa en plena Edad Media, tienen encomendada una función esencial, la defensa de los intereses de sus asociados y su bienestar económico, es decir son una especie de sindicatos de oficio, pues bien, hoy no queda caro si cumplen en detalle sus funciones esenciales. Con un tejido editorial tan absolutamente diverso una reflexión sobre el futuro de asociaciones de oficio parece cuando menos necesaria.

Pero hay otro factor importante sobre el que reflexionar. Si pensamos que en España hay 3000 editoriales, la agremiación representa el 25% del tejido editorial. ¿Qué ocurre con el 75% de editores no agremiados? ¿Se refleja en los informes del sector esta realidad tan polimórfica? No soy el único al que comienzan a surgirle serias dudas.

Anuncios

Escrito por Manuel Gil

Nacido en Albacete, es licenciado en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid, Master en Dirección Comercial y Marketing por el Instituto de Empresa y miembro de la primera promoción del Programa Avanzado de Dirección de Empresas Editoriales del Instituto de Empresa. Tras más de 35 años de experiencia profesional en importantes empresas del sector del libro –Cadena de Librerías 4Caminos, Paradox Multimedia, Marcial Pons, Ediciones Siruela, Odilo TID– en la actualidad compagina con su labor como profesor de diversos Masters en España y América con tareas de consultoría en el sector del libro.

3 Comentarios

  1. […] Una colaboración de Antinomias Libro […]

    Responder

  2. […] Fuente original: Agremiación editorial | Antinomias Libro. […]

    Responder

  3. Si echas la vista más atrás Manuel todavía verás peor las cosas 😉

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s